Mi selección de artículos del primer semestre de 2013

Mi selección de lecturas del semestre pasado. Todas hablan de grandes temas o tendencias que no necesariamente han recibido la atención necesaria.

La estrategia fallida (Nexos) Diciembre 2012

Eduardo Guerrero, consultor de seguridad, hace una evaluación final de la política de seguridad de Calderón. Los resultados no son buenos, y los aprendizajes deberían ser escuchados por la siguiente administración.

Fetichismo constitucional (Nexos) Febrero 2013

María Amparo Casar, académica del CIDE, da excelentes datos para combatir el mito de que cada cambio en la Constitución lleva aparejado un cambio equivalente, seguro y automático en la realidad. Parece que es muy fácil cambiar la Constitución.

The Nielsen Family is dead (Wired) Abril 2013

Las nuevas reglas de la era de platino de la televisión: hipersocial, basada en datos, amistosa con los actores y super seductora.

Instituciones de la cultura libre (Letras Libres) Mayo 2013

El verdadero saber –nos dice Gabriel Zaid, escritor– no está en las aulas, ni en las universidades, está en los libros. Las burocracias culturales estrangulan al arte. Marx, Freud, Einstein, Picasso, Le Corbusier, que marcaron las tendencias dominantes del siglo XX, crearon y pensaron por su cuenta y riesgo, en libertad.

What if we never run out of oil? (The Atlantic) Mayo 2013

El fracking y el hielo flamable pueden resultar en una era de independencia energética para Estados Unidos. En muchos aspectos, este es un milagro, pero en otros es preocupante: el riesgo de desatar una ola de inestabilidad desde Nigeria hasta Siberia y poniendo en jaque cualquier esperanza de detener el cambio climático.

Subsidios regresivos (Nexos) Junio 2013

John Scott, investigador del CIDE, argumenta cómo los subsidios a la energía en México es un gasto desproporcionadamente regresivo.

Anuncios

Emmanuel Saez y la desigualdad económica

Emmanuel Saez, economista de Berkeley da una entrevista y habla acerca de la desigualdad y la política de Obama. Tiene unos puntos muy valiosos sobre el origen del ingreso de los más ricos. Vale la pena.

On the basis of your research, do you think that rent is an important source of the recent growth in income inequality?

ES: If we define rent in terms of situations where pay doesn’t correspond to what economists call ‘marginal productivity’—that is, the economic contribution a person is providing—I would say yes, because the evolution of income concentration over time and across countries has a number of features that are inconsistent with the story where pay is everywhere equal to productivity.

vía Boston Review — Emmanuel Saez and David Grusky: Taxing Away Inequality.

Vínculos marginales XXXII

  1. De Malcolm Gladwell: ¿Sabías que los criterios de selectividad de las universidades de élite empezaron a ser arbitrarios para dejar fuera a gente indeseable para ellos en los años 20 del siglo pasado? (New Yorker)
  2. ¿Qué piensan los chinos que arman iPads? (NYT)
  3. ¿Por qué es mejor una estrategia adaptativa como la del pulpo que una planificada? Wired habla del tema.
  4. ¿Qué tipo de descubrimiento sería tan radical en biología como lo puede ser en física el bosón de Higgs? R: Vida en otros planetas, vida no dependiente de ADN, entre otros. (Nature)
  5. El experimento educativo de Stanford pone a temblar al sistema tal como lo conocemos. (Wired)

 

A-feature-known-as-Desert-Varnish.-570x427

Barniz del desierto, un fuerte indicio de la existencia de “ecosistemas sombra” que no funcionan con aminoácidos y ADN.

Demagogia

DEMAGOGIA (del griego δῆμος -dēmos-, pueblo y ἄγειν -agein-, dirigir) es una idea política que consiste en apelar a emociones (sentimientos, amores, odios, miedos, deseos) para ganar el apoyo popular, frecuentemente mediante el uso de la retórica y la propaganda.

La guerra de estándares en Estados Unidos, las grandes letras rojas contra el monito verde japonés

En Estados unidos hay una guerra abierta entre el estándar que se usa sólo en ese país (marcar en letras rojas la palabra EXIT) y uno desarrollado por un japonés en los setentas (un monito verde) usado ya en todo el mundo.

Fans of Ota’s running man point to two key advantages: It’s a pictogram, and it’s green. The sign’s wordlessness means it can be understood even by people who don’t speak the local language. And the green color, they argue, just makes sense. Green is the color of safety, a color that means go the world over. Red, on the other hand, most often means danger, alert, halt, please don’t touch. Why confuse panicked evacuees with a sign that means right this way in a color that means stop?

The big red word, the little green man, and the international war over exit signs. – By Julia Turner – Slate Magazine

Ahorita no tengo salidas cerca, por lo que no he tenido oportunidad de revisar si sí se usa ese estándar en México.

America’s New-Old Industrial Policy – Forbes.com

Una excelente editorial sobre la política industrial en Estados Unidos con Obama y la intención de crear una industria verde.

As a nation of starry-eyed optimists, we are always eager for easy answers. In the marketplace of ideas, the easiest answers, the ones that require no admission of guilt and no wrenching change, are the ones that win out. And so serious people, from the president on down, are arguing that what the United States needs most is a serious, concerted, expensive industrial policy. Worse still, it involves repeating the mistakes of the last decade in gussied-up language.

America’s New-Old Industrial Policy – Forbes.com

Segunda transmisión desde la Sierra de Zongolica: cuatro pensamientos sobre la pobreza

La mayor parte de la gente en poblados como Mitepec u Ocotempa están contentas con 80 pesos de jornal como albañiles. Eso implica que para una familia de cuatro integrantes, el ingreso por persona está por debajo de los veinte pesos, es decir, de los dos dólares que es una de las líneas de pobreza internacionales.

A continuación presento cuatro pensamientos sobre la pobreza que escribí durante mi segunda semana en la Sierra de Zongolica. Lamento no estructurarlos, pero creo que es mejor presentarlos tal cual vinieron a mi mente y los escribí.

Lo que es la pobreza alimentaria

Algo que he aprendido es que siempre me imaginaba la pobreza alimentaria como no tener ni para comer. No obstante, esto es distinto en el caso mexicano, puesto que no estamos hablando de lo mismo. La pobreza alimentaria en México sabe a frijoles y tortillas, con un poco de pollo. Y nada más. No hay verduras, leche o huevos, y sólo hay carne cuando llega el apoyo de Oportunidades. Es decir, la pobreza alimentaria más bien consiste en la falta de nutrientes necesarios para el desarrollo. Por eso la gente en estado de marginación es en promedio, de menor estatura que gente de la misma región pero más ingreso. La gente no está muriendo de hambre (tal vez sí en caso de sequías o malas cosechas), pero sí está teniendo problemas graves de nutrición y de salud derivados de ésto. Por ejemplo, anemia y baja estatura.

VLUU L100, M100  / Samsung L100, M100

Los materiales de la pobreza

México es un país en desarrollo y por poco estético que se vea, casi todo el país es un lugar en obra negra. Todas las casas son casas a medio construir, que tendrán un nuevo cuarto, un enyesado o una ventana cuando haya dinero para ello. Eso lo podemos ver en ciudades grandes y chicas, en los pueblos pequeños e incluso en algunas de las comunidades más pobres. Si uno se fija, uno puede hallar pilas de arena, bultos de cemento y mortero, tabiques y pilones en todas partes. México, a nivel microscópico, es un proyecto en construcción, independientemente de las políticas públicas. No obstante, en los lugares más pobres, el material imperante es la madera.

VLUU L100, M100  / Samsung L100, M100

La productividad en un entorno de alta marginación

Hay comunidades en las que a uno le toma cuarenta minutos llegar a la tienda para comprar sal o jabón, puesto que está en el otro cerro y hay que cruzar una vereda enlodada para poder llegar a ella. Para llegar a la cabecera municipal la gente llega a caminar tres o cuatro horas, porque el transporte llega a costar $17. Y no sólo eso, para cocinar hay que traer leña, lo cual toma a los niños o a las mujeres una o dos horas diarias. Además, se necesita agua y comida. La gente gasta su día entero en obtener las cosas más básicas. Desde un punto de vista económico, la productividad del trabajo (y, por ende, los sueldos) es muy baja.

VLUU L100, M100  / Samsung L100, M100

Pobreza y contaminación

Lo que más me dolió ver en estas dos semanas fue cómo los bosques están desapareciendo en la sierra. En el camino a las comunidades puedo ver cómo muchísima gente carga troncos recién cortados para venderlos en la cabecera. Al ritmo al que van, esto durará más de una generación. Es el ejemplo típico de teoría de juegos: Todos quieren ganar un poco más y la propiedad es comunal, es decir, es de todos y de nadie a la vez. ¿Se debe prohibir talar a la comunidad para salvar al bosque a costa de una mejora en la calidad de vida de la gente? Si sí, ¿quién se encarga de vigilar que esto se lleve a cabo? ¿Qué se debe cambiar para llegar a una solución: la ambición de los pobladores, la propiedad comunal, la falta de regulación por parte de las autoridades?

VLUU L100, M100  / Samsung L100, M100